miércoles, 25 de marzo de 2009

ORCUS



Curiosa sorpresa, dos planetas (enanos) en la misma órbita, que es como justificar el cambio de clasificación de Plutón.

Ciertamente la traducción habla de dos órbitas y de hecho es así, pero en el largo plazo ambos barren el mismo área, por lo que ocupan las misma órbita.

Bueno por ahora es un objeto trans Neptuniano, con hielo de agua, lo que indica actividad geológica con mecanismo de renovación, y también posible existencia de Amoniaco helado.

Satélites coorbitales tiene Saturno, Jano y Epimeteo, y también los troyanos. Mientras Tetis y Dione tienen satélites propios, cada uno con dos troyanos.

Orcus es un ejemplar típico de los objetos denominados "plutinos". Si bien su órbita se aproxima a la del planeta Neptuno, su resonancia orbital con el gigante gaseoso mantiene siempre una separación angular de más de sesenta grados entre ambos.



Ahora nos toca, sobre lo conocido, meditar, reflexionar, discurrir, buscar , investigar, analizar, discernir, desmenuzar, razonar, filosofar, proyectar, imaginar, especular, atribuir causas a los efectos y efectos a las causas, interconectar fenómenos, en fin, si contamos con las capacidades suficientes perseguir conclusiones y en su defecto permanecer reducidos a simples repetidores.



Sus órbitas serían casi idénticas si no fuera por estas dos características: la elongación de sus órbitas apuntan en direcciones casi opuestas y cuando Plutón se encuentra en el perihelio, Orcus está en el afelio. En realidad, como Neptuno forzó a Plutón y a Orcus a tener el mismo período orbital, siempre estarán en las fases opuestas de sus órbitas.



El ángulo de incidencia pareciera ser el mismo, por lo que los planos no parece sean distintos.

Si alguno de los dos, digamos planetas, alcanzara un punto mas distantes con respecto al otro por encima o abajo de la eclíptica del sistema solar, no barrerían el mismo área y por lo tanto no tendrían la misma órbita.

No hay comentarios: