sábado, 3 de octubre de 2009

LUNA TRANSFORMADA EN FAITHFULL


"Septiembre 24, 2009: Científicos de la NASA han descubierto moléculas de agua en las regiones polares de la Luna. Los instrumentos a bordo de tres naves espaciales distintas revelaron la presencia de moléculas de agua en cantidades mayores a las predichas, aunque siguen siendo relativamente pequeñas. El oxidrilo, una molécula que está compuesta por un átomo de oxígeno y un átomo de hidrógeno, también fue encontrado en el suelo lunar. Estos descubrimientos fueron publicados en la edición del jueves de la revista Science.

Las observaciones fueron hechas por el Topógrafo de Mineralogía Lunar de la NASA (M3, por su sigla en idioma inglés, que significa: Moon Mineralogy Mapper), el cual se encuentra a bordo de la nave espacial Chandrayaan-1, de la Organización de Investigación Espacial de la India. La nave espacial Cassini y el vehículo espacial Epoxi, de la NASA, han confirmado dicho descubrimiento".

No vaya a ser que terminemos descubriendo que la Luna es un globo de agua, que la falta de oxidación en las rocas de la superficie han mantenido oculta. Por ahora considerar tal cosa es un delirio,¿pero? la temperatura interior de la Luna es de 1.600 grados centígrados y en una de esas aparece el geyser.

"Cuando decimos 'agua en la Luna', no estamos hablando de lagos, océanos o incluso charcos", explicó Carle Pieters, investigador principal del M3 en la Universidad de Brown, en Providence, Rhode Island. "Agua en la Luna significa moléculas de agua y oxidrilo que interactúan con moléculas de las rocas y polvo específicamente en los últimos milímetros de la superficie de la Luna".

El descubrimiento de moléculas de agua y oxidrilo en la Luna plantea nuevas cuestiones acerca del origen del "agua en la Luna" y su efecto sobre la mineralogía lunar. Las respuestas a estas preguntas serán estudiadas y debatidas en los próximos años.

Cerca del 43 por ciento de la masa del suelo de la Luna es oxígeno y el viento solar provee el suyo.

A unos 80° del polo sur existen los remanentes de la enorme cuenca de Aitken, la más grande del sistema solar, con unos 2.500 km de diámetro. La mayor parte de esta área, unos 15.000 km² no reciben luz solar gracias a las superficies elevadas de las que están rodeadas. Tanto imágenes de radar de la sonda Clementine y los datos del espectrómetro de neutrones del Lunar Prospector indican que la región contiene depósitos de agua congelada. Hasta ese momento se sospechaba la presencia de un depósito de 10 a 300 millones de toneladas. La Lunar Prospector también descubrió que el polo norte contiene cerca del doble de hielo que el polo sur.


Es notable el paralelismo en cuanto a las formas de la parte superior del Geiser y los Pilares de Carina de la imagen inmediatamente superior, tal como se propone en el enlace de Apod.

No hay comentarios: