jueves, 16 de octubre de 2008

¿HAY AGUA RODEANDO A LA ESTRELLAS?



Nubes noctilucentes, por estar a gran altura, aproximadamente a 80 Km, permanecen iluminadas bastante tiempo después de la puesta del sol, o antes del amanecer como en este caso.

Aunque se cree que las nubes noctilucentes, cerca del borde espacial, están compuestas de pequeñas partículas cubiertas de hielo todavía queda mucho por saber sobre ellas.

Indicios recientes señalan que por lo menos algunas nubes noctilucentes tienen su origen en el agua helada que expelen los transbordadores espaciales.



En las altas y delgadas nubes alrededor del Sol se encuentra un halo formado por la refracción de la luz solar a través de cristales de hielo de forma hexagonal.

El halo es circular y exactamente de 22 grados de radio, pero parece apretado por la distorsión del imponente gran angular de la lente.

Alrededor del cenit (el punto directamente por encima del observador) y siempre a la misma altitud del Sol nos encontramos un maravilloso círculo parhélico, causado por la reflexión de la luz solar en los cristales de hielo con caras casi verticales.

Evidentemente el agua es todo un tema en el cosmos,ya estable, irreductible y eterna, estará allí parra siempre, es posible que en ciertos casos resista el ataque de los rayos ultravioletas sin descomponerse en sus elementos atómicos y se mantenga como halo sin precipitarse sobre el astro.
Posiblemente el viento solar compensa la gravedad para mantener el halo a distancia,y recién convertido en enana negra reingrese como océano en su superficie como lo vimos con la Luna Rea, donde el agua transformada en hielo es parte estructural de la misma, en Marte jugando a las escondidas en el interior del planeta, o cubriendo grandes extensiones como en la tierra.

No hay comentarios: